La regla de William“ es el blog solidario de José Antonio Ritoré en el periódico La información. Para mí es un blog imprescindible, donde de la mano de José Antonio conocemos personas e historias que nos llegan al corazón.

¿Por qué la regla de William? José Antonio nos lo aclara muy bien:

Durante más de 100 años, la comunidad científica mantuvo un intenso debate sobre el origen y significado del altruismo hasta que, en la década de 1960, el biólogo William D.Hamilton creó una fórmula matemática que relacionaba el altruismo con el grado de parentesco entre el que da y el que recibe. Desde aquí nos proponemos poner a prueba esa ecuación al mismo tiempo que descubrimos a personas e iniciativas que luchan por sacar adelante causas sociales”.

Generosidad, altruismo, solidaridad, coraje, concienciación e información. Palabras preciosas, ¿verdad? Muchas veces se dicen con la boca pequeña o para quedar bien. Sin embargo, José Antonio las presenta en toda su magnificiencia y esplendor.

Recomiendo pasarse por La regla de William y conocer a sus protagonistas. Recientemente ha publicado una entrada con el título “Padres coraje 2.0”. Son sólo ejemplos de millones de vidas cotidianas que hacen frente al cáncer, al autismo, al síndrome de Down o enfermedades catalagodas como raras, y luchan por sus hijos con un tesón imparable.

Desde aquí, José Antonio, mi agradecimiento. Y un fuerte abrazo para todas las familias y sus campeones.

8 comments:

mariagloria

Anabel no puedo leer ya que sale varios cubos celestes y con un sapo adentro qué es eso?, beistos a los dos

anabel

Sí, Melisa, José Antonio hace un trabajo estupendo, lo mismo que tú, cielo.
Besitos :)

anabel

ay, mariagloria, el "sapo congelado", como lo llama Betzabe, jiji. Falla el servidior donde tengo alojadas las imágenes de fondo y cabecera del blog. En fin, voy a quitarlo; el blog quedará más feote, jeje, pero al menos legible.
Besotes :)

fonsilleda

Tendré que ir por allí, lo prometo.
Entretanto, bicos llenos de hermosas palabras, pero bien sinceras.

Graciela

Minimimo II, te creas un blog solo para vos, configuras para que nadie lo vea.

Buscas un fondo pequeño que te guste para repetir, miras en Gem@ o Vagabundia, ahí te indican cómo hacerlo.

De otra manera, si deseas te ayudo.

Ahora, las imágenes de compartir en Face, Twitter y demás se han volado, están las ranitas congeladas...pero no las toques todavía, esperemos que se arregle...mira la entrada de hoy de Jmiur/Vagabundia.

Ya me paso por la tarde, es el mediodía, tengo que hacer el almuerzo.

Besossssss :X :X

anabel

jaja, Graciela, me río para no llorar... ya no tengo primavera en la hierbita y los sapos campan a sus anchas. Ni sé qué he hecho... me he cargado los fondos chulos, pero no podía hacer otra cosa.
En fin, he descubierto cómo rescatar y enlazar imágenes con el picasa, pero tarde, jeje.
A ver si poco a poco recupero los fonditos de antes...
Besotes y mil gracias :) :)

Publicar un comentario

Cada palabra tuya y tu presencia son razones que nos animan a continuar. Gracias por estar ahí. ¡Feliz día!

 

Páginas

Blogroll

A Erik le gusta observar. Su mirada abarca el poder de los pequeños detalles. Conversa, juega, interactúa, sonríe, sueña, desea… Es un niño maravilloso que tiene autismo. En nuestra vida con otro ritmo, no sólo hay lucha o terapias, sino la intensidad del movimiento siempre hacia ADELANTE.
Bienvenidos a este espacio para reflexionar y conocer cómo vivimos el autismo con naturalidad.

    Nuestro perfil

    Soy la mamá de Erik, un niño precioso con el que soy feliz cada día. Recojo unas palabras de Goytisolo:

    "... nunca digas no puedo más y aquí me quedo...".

    Nuestra biblioteca

    especiales

    Con portadas de Miguel Gallardo -autor de "María y yo"-. Cuentos, testimonios, reflexiones, ensayos, artículos, fotografías y dibujos que van armando como un puzzle la realidad del autismo. Y literatura de la buena todos los meses en:

    agradecimientos

    Gracias, Fátima Collado

    El sonido de la hierba al crecer

    Blogger templates

¡Gracias por acompañarnos!

ir arriba